Cárcel a trabajadores por defender sus puestos de trabajo en Catalunya

Cuatro trabajadores de la antigua empresa Expert de Tarragona (Catalunya) y dos asesores sindicales, están encausados con penas de hasta cuatro años de cárcel por haber luchado por sus puestos de trabajo, cuando la fábrica cerraba hace once años.

“A día de hoy Vanessa, Yolanda, Sandra, Juan, Pedro, Juan Antonio y nuestras familias debemos afrontar una situación cruel e inesperada. La dilación del proceso ha hecho que nuestra situación personal y familiar haya cambiado mucho a lo largo de estos once años. Vanessa, de 37 años, es actualmente madre de dos hijos, de 5 y 9 años. Sandra, de 37 años, es madre de dos hijos, de 8 y 6 años. Yolanda, de 37 años, es madre de dos hijos, de 7 y 12 años. Juan, de 37 años, es padre de una niña de 7 años. Pedro, de 66 años, está jubilado y es padre de dos hijos de 21 y 27 años. Y Juan Antonio, de 67 años, está también jubilado, y tiene 2 hijos y 4 nietos”.

Este es el testimonio de los encausados a quienes la Fiscalía les impone penas de entre tres años y dos meses y cuatro años y seis meses de prisión. También multas que rondan los 3.000 euros.

La acusación está basada en presuntos delitos de atentado contra la autoridad y contra el derecho al trabajo, tras los hechos del 20 de julio de 2004 cuando en plena negociación entre sindicatos y empresa los trabajadores fueron brutalmente reprimidos por las fuerzas policiales. Este es el relato de los trabajadores. La verdadera y única causa de sus pesadas penas de cárcel es una: haber luchado por sus puestos de trabajo ante el anuncio de cierre de la fábrica de la multinacional Expert Components en L’Arboç del Penedès (Baix Penedès), cierre que se llevó a cabo en el año 2004.

El grupo Expert Polymere, dedicado a la fabricación de componentes para la automoción, en concreto para las marcas Opel y Porsche, tenía el plan de trasladar a parte de la plantilla a su fábrica de Abrera (Baix Llobregat) y recolocar a varios trabajadores en otra empresa -la austriaca Werplast Automotive-, a la que había vendido su negocio de inyección de plásticos.

Según [denunciaba el sindicato CGT-> http://www.rojoynegro.info/articulo/sections/cgt-convoca-huelga-expert-polymers-l%E2%80%99arbos-partir-del-lunes-26-julio-una-manifes-0], la fábrica contaba con 148 trabajadoras y trabajadores, 67 fijos, más aproximadamente 81 empleados de ETT (Empresa de Trabajo Temporal) pero que trabajaban todo el año. Por tanto, para CGT se estaba “destruyendo empleo fijo” ya que habían vendido la sección de inyectado de plásticos a Werplast Automotive siendo sólo 31 los trabajadores de esta sección subrogados por la misma.

Pasaron once años de esta lucha. Pero sorprendentemente se abre un juicio que cae como un balde de agua fría sobre estos trabajadores y trabajadoras, a quienes de un golpe se les derrumba la vida. Y el próximo 9 de julio están citados a declarar en el Juzgado de lo Penal número 2 de Tarragona.

Los hechos contados por ellos mismos, en una “CARTA ABIERTA DE LOS ENCAUSADOS DEL CASO EXPERT”. He aquí un extracto:

“El 20 de julio de 2004 se estaban llevando a cabo negociaciones entre la dirección de la empresa Expert Polymere y el Comité de Empresa de la misma, acompañado de dos asesores sindicales de la CGT, relativas a un ERE de extinción que Expert había presentado (…).

Una vez acabada la reunión, el Comité y los asesores informaron a la asamblea de trabajadores sobre el estado de las negociaciones. Durante la celebración de la asamblea cabe mencionar la presencia de efectivos de la Guardia Civil en las inmediaciones del recinto de la empresa, hecho que venía produciéndose cada día desde la presentación del ERE, a pesar de que no se había producido ningún tipo de incidente hasta la fecha. Tras la asamblea, los asesores sindicales se marcharon del recinto y fueron a buscar su coche. En ese momento, y “sin mediar provocación” previa alguna (tal como consta en el parte de ese día del propio servicio de seguridad de la empresa), se produjo una carga de la Guardia Civil contra los trabajadores que aún se hallaban allí reunidos y dentro del recinto de la fábrica.

La brutal e injustificada intervención policial resultó en lesiones a tres de los trabajadores que se hallaban allí presentes, los cuales tuvieron que ser evacuados en ambulancia y ser atendidos en el CAP del Vendrell. Al pasar los asesores con el coche ante la puerta del recinto y observar lo que estaba pasando, se detuvieron y salieron del vehículo para mediar con la policía. Pero al intentar mediar, cuatro Guardias Civiles se abalanzaron sobre uno de ellos, que fue agredido y posteriormente detenido.

A raíz de estos hechos los agredidos presentamos denuncias por lesiones contra la Guardia Civil en los Juzgados del Vendrell. En dichas denuncias constaban como testigos el resto de la plantilla que se encontraba en la asamblea. Posteriormente, y como reacción, la Guardia Civil presentó una denuncia contra nosotros, los denunciantes, y también contra los testigos. Esa contradenuncia deriva en un proceso penal que nos afecta a los cuatro trabajadores y a los dos asesores sindicales. Cabe decir que la empresa Expert en ningún momento interpuso ninguna denuncia alguna por los hechos que habían sucedido dentro de sus instalaciones.

Once años después de los hechos y del cierre de Expert, cuando los afectados esperábamos que el expediente ya hubiera sido archivado, nos encontramos con que debemos afrontar un juicio con petición por parte de la Fiscalía de penas de prisión y multas económicas”.

Estos son los hechos contados por los propios trabajadores. Y como todas las luchas y huelgas obreras, esta también cuenta con un ‘grupo de apoyo’. “Desde el grupo de apoyo nos sorprende muy mucho el interés que se ha puesto desde los juzgados del Vendrell para seguir con el caso hacia adelante. Tras 4 recursos desde el 2004 hasta el 2009, en el año 2010 el Fiscal adujo la prescripción del caso, cosa que no había hecho hasta la fecha. Una y otra vez se negaba a archivarlo, pero en el 2010 aceptaba y alegaba el archivo por prescripción. Cual fue nuestra sorpresa cuando es el propio Juez el que decide en la fase de instrucción hacer caso omiso a las peticiones, tanto de defensa, como del Fiscal y sigue con el caso cerrando la instrucción y solicitando las mencionadas penas de prisión y multas económicas. Estamos totalmente indignadas con el trato que se le está dando a este caso, no tan solo por los años transcurridos, también por las exageradas acusaciones y la negativa del Juez por archivar el caso”, nos cuenta David, miembro del comité de apoyo.

Por tanto, la lucha de estos trabajadores continúa, esta vez contra una represión brutal de parte del Gobierno y las fuerzas policiales. En el siguiente [enlace-> https://docs.google.com/forms/d/1yBfHLWqD6e0NJf9y-5SERA2BVoKPm6M_5akStS-8s1c/viewform?c=0&w=1] están solicitando adhesiones de solidaridad. También están recogiendo firmas por [la Retirada de las falsas acusaciones a trabajadores de “Caso Expert”->https://www.change.org/p/fiscal%C3%ADa-retirada-de-las-falsas-acusaciones-a-trabajadores-de-caso-expert?]

La próxima cita de apoyo para todos los colectivos sociales, sindicatos y organizaciones políticas es el día 9 de julio a las 10 horas, cuanto está prevista la vista en el Juzgado Penal nº2 de Tarragona, sito en la calle San Antonio María Claret, nº 24.

Se realizará una concentración a partir de las 9:30 horas delante de los juzgados. También están difundiendo una “Cuenta solidaria: IBAN: ES77 2013 3059 41 0210121861”. Ya que los trabajadores, como en los tiempos del franquismo, no sólo deben recoger dinero para la Caja de Resistencia de las huelgas, sino también para poder pagar las múltiples multas que les imponen por luchar.

Cynthia Lub

About Cynthia Lub

Cynthia Lub | @LubCynthia :: Barcelona